Galata Museo del Mar. Génova. Italia.

Guillermo Vázquez Consuegra
Localización: Génova, Italia
Fecha: 2004
Fotografía: Duccio Malagamba


Publicado en TC Cuadernos nº 92/93 - Guillermo Vázquez Consuegra


Formato    Archivo Pdf
Tamaño 4,5 Mb
Páginas 18 
Idioma Español

 

Pocos edificios han ofrecido imágenes tan diferentes a lo largo de su historia como el edificio Galata, el viejo arsenal del puerto de Génova. Desde las esbeltas arcadas de los grabados del siglo XVII a las imágenes recientes de pasarelas y estructuras de hormigón sobrepuestas a su fachada neoclásica. En el camino, cubiertas a dos vertientes, cubiertas planas, marquesinas en sheds, etc. Se trata por tanto de un edificio que ha rechazado cuantas fachadas se le han adosado a lo largo de los siglos, de un edificio que no ha mantenido nunca una imagen consolidada y definitiva. El rotundo cambio de uso previsto para este hermoso edificio de resonancias piranesianas parece exigir un nuevo cambio de imagen. Operaciones de vaciado y adición de espacios de grandes dimensiones acordes al nuevo uso institucional conducirán inevitablemente a un cambio de imagen distante de la que ofrecían aquellos viejos almacenes portuarios.
Una nueva fachada ligera y transparente distanciada de la fachada a la Dársena el espacio suficiente como para instalar el núcleo principal de comunicaciones verticales, fuera ya de las hermosas estructuras abovedadas, permitirá obtener un gran espacio vestibular, con las dimensiones y escala adecuadas al nuevo uso público. La demolición de la fachada lateral nos ayudará a entenderla ahora como una enorme vitrina en la que la galea genovesa, luminosa entre los gruesos contrafuertes, constituye el panel anunciador del Museo desde la visión próxima de la sopraelevata y la ciudad. Se trata por tanto de una fachada profunda, con densidad, constituida por la superposición de tres capas: el cerramiento exterior de vidrio, los contrafuertes masivos que imponen la cadencia de su ritmo vertical y repetitivo y el espacio interior insólito y vigoroso donde la galera se erige en protagonista absoluto.
Un celofán de vidrio y aluminio envolverá a ambas fachadas, aproximándose o distanciándose según convenga, preservando en su interior lo más notable del edificio existente: su estructura superpuesta de bóvedas de cañón.
En cambio, para la fachada posterior nos parecía interesante que pudiese expresar la configuración estructural del edificio, la superposición de sus hermosas y espaciosas bóvedas, proponiendo una imagen vigorosa y contundente que se aproximase a aquellas que representaban al edificio Galata en los grabados de los siglos XVII y XVIII. En el interior será en el cuerpo que aloja los dos espléndidos tramos de escaleras de piedra donde la intervención encuentra los resultados más sugerentes. Estos espacios hoy angostos, apretados y oscuros, con la adición de los dos nuevos tramos de escaleras y la suave y larga rampa que accede a la sala mirador, quedarán inundados por la luz cenital que desde la caja de vidrio se deslizará por los viejos muros hasta encontrar las escaleras de piedra. Esta sala-mirador, cerrada y acristalada pero a cielo abierto, reservada a los temas de astronomía, se configura ahora como el nuevo faro que iluminará la dársena del puerto de Génova.

 

No hay comentarios de clientes en este momento

Escribe tu comentario

Galata Museo del Mar. Génova. Italia.

Escribe tu comentario

1,99 €